Vista aerea de Bovera
Vista aerea de Bovera

BOVERA



AYUNTAMIENTO DE BOVERA


C/ MAJOR, 20 - 22   25178  BOVERA


TEL.  973 133139


ajuntament@bovera.ddl.net



 

BOVERA

 

Extensión: 31 km2 

 

Municipio de las Garrigues, situado a la derecha del río de la Cana, afluente del Ebro, que limita el término al sur. 

 

Situación y presentación 

 

El término municipal de Bovera, de 31,12 km 2, está situado en el extremo sur-occidental de la comarca, en contacto con la Ribera d'Ebre. Limita al N, el NE y el NW con el término de la Granadella, y al S con el de Flix (Tarragona). El pueblo de Bovera es el único núcleo de población del municipio. 

 

Las aguas corren hacia la cuenca del Ebro a través del río de la Cana y forman algunos pequeños valles afluentes (de Bovera, de Negudes, de Rebolledes, Major y del Mas del Senyor), que descienden del sector boscoso de la parte del N del término. En el sector oeste, el valle de Miarnau, desagua las aguas en el Vall Rei, en el término vecino de La Granadella. Cabe destacar la fuente del Perdó, en la parte meridional del municipio. La única vía de comunicación es la carretera que va de Flix a Les Borges Blanques, que atraviesa el territorio de SW a NW. Una carretera local sale de Bovera y comunica con la Palma d'Ebre. 

 

 

La población y la economía 

 

El censo de población más antiguo es del 1365, año en el que constan 28 fuegos, que habían bajado a 10 en 1380 y se mantenían en 1553. En cuanto a los censos modernos, en 1718 constaban 310 h (a principios del siglo estaba unido a la Granadella) y en 1787 tenía 160 a comienzos del siglo XIX las cifras eran aún más bajas (65 h en 1830), pero en el transcurso del siglo fueron creciendo: 526 h en 1857, 534 h en 1860 y 705 h en 1887. En 1900 había 740, y se llegó al punto máximo de población municipal en 1920, con 881 h. En 1936 la población era de 773 h, cifra que aumentó a 790 h el 1940. El resto de siglo, sin embargo, se ha caracterizado por una persistente pérdida de población que llega hasta nuestros días: 666 h en 1950, 626 h el 1960, 625 h en 1970, 545 h en 1981, 433 h en 1991, 384 h en 2001 y 377 h en 2005. 

 

Bovera es un municipio que se dedica principalmente a tareas agrícolas; el olivo y los almendros son los cultivos principales. La ganadería, complemento de la economía municipal, se dedica sobre todo a la cría de aves de corral, y de manera menos importante a la de ovinos y conejos. Hasta el 1988, que se canalizó el agua del pantano de Utxesa, la escasez de agua fue crónica, y en verano se debía suministrar con camiones cisterna. Bovera no entra dentro de la zona de riego del canal Segarra-Garrigues, en construcción. El pueblo dispone de dos cooperativas: la Cooperativa del Campo de Bovera, fundada en 1950, y la Cooperativa Joven de Bovera (1999). Respecto a la industria, hay dos talleres de confección. 

 

 

El pueblo de Bovera 

 

El pueblo de Bovera se alza a 301 m de altitud, al fondo del valle del mismo nombre, cerca del cuello de Bovera, desde donde se divisa un extenso panorama hacia la sierra de Montsant. Donde hubo la balsa del pueblo hay ahora una plaza con jardines. Domina el pueblo la iglesia parroquial de la Natividad (desde el 1887, de San José), construida en la época de transición del románico al gótico, pero muy modificada en el siglo XVIII. Ahora tiene la apariencia de un templo barroco de una nave, decorado con retablos de gusto neoclásico de la Casa Borràs de Lleida. Al derribar la casa rectoral, se puso al descubierto en el muro del Norte, un interesante portal románico (siglo XIII), con dos columnas, capiteles y arquivoltas.

 

Bovera celebra la fiesta mayor el 23 de mayo, festividad de las Santas Reliquias, y el 8 de septiembre, por la Natividad de la Virgen. También se celebra fiesta por San José, el 19 de marzo. El Lunes de Pascua es costumbre que los vecinos de Bovera asistan a la romería que se hace en la ermita del Remei de Flix. 

 

 

la historia 

 

El lugar tiene su origen en un castillo sarraceno documentado ya en los Termini antiqui Ilerde (1172) en el límite meridional del reino sarraceno de Lleida, colindante con el valiato de Siurana. Inicialmente, en la conquista cristiana, el lugar fue concedido a Guillermo de Cervera, castlà de Lleida de parte de Ermengol de Urgell, pero pronto pasó a Pedro Moliner y se incorporó a la baronía de la Granadella, el dominio y las vicisitudes de la que siguió. En la segunda mitad del siglo XV había tenido el dominio de Bovera, dentro de la baronía de la Granadella, Catalina, viuda de Pedro Moliner y casada con Lorenzo de Moncada, que desde la muerte de éste (1465) residió en el castillo de Bovera, pero cuando murió volvió a revertir a la baronía. Fue importante en esta época el camino de Lleida a Flix. 

 

Con los decretos de Nueva Planta, cuando la baronía fue incluida en el corregimiento de Lérida el lugar de Bovera dejó de tener alcalde y jurados propios, y fue agregado al municipio de La Granadella, pero su desarrollo a lo largo del siglo, dentro de la política agraria promovida por los corregidores ilustrados, hizo que ya conste como entidad independiente en 1787. en las discusiones que tuvo la Diputación Provincial de Lleida para la distribución del territorio (1836), su pertenencia, como la Palma de Ebro, anterior a la veguería de Montblanc hizo dudar de su inclusión en Lleida o Tarragona, pero finalmente se adoptó la primera propuesta. La población sufrió las consecuencias de las luchas en el sector durante la tercera guerra Carlista.